la GUARRA CALENTORRA exigió a Pedro, si quería ser el predilecto, de gratuitamente películas porno, CATAR UN POCO DE RABO, luego del calentón que la había entrado cuando Pedro le hizo la ostentación. Al aparición la tía era reticente a que lo grabáramos, no obstante EL COÑO LA ARDÍA, así que en cuanto tuvo las manos en la pita de Pedro se olvidó de la garita… y esto fué lo que pasó.

Category: Culonas, Jovencitas